<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

domingo, noviembre 23, 2014

Rey de la B

Boca Juniors 3 - Independiente 1

Volvieron a visitarnos, luego de un largo, largo viaje. Un viaje Nacional (B), que de orgullo no tiene nada. ¿Saben de quién les hablo? ¡Adivinaron! Del Rey... de la B.



¡Y encima tuvieron el tupé de hablar en la semana sobre que vendrían a La Boca a ganar, que estaban peleando el campeonato y que harían un partido ofensivo! Hoy Boca lo ganó tan sólo con la camiseta, porque el Rojo, más que nunca, se asustó.
De arranque nomás, el Ruso Rodríguez se tardó una eternidad en rechazar una pelota y el veloz Calleri llegó a trabarle el remate y empujarla en la línea para anotar un gol tan madrugador como insólito. ¡El xeneize se puso 1-0 casi desde el vestuario! Y aunque no tuvo decenas de situaciones de gol, Boca fue mucho más peligroso en el primer tiempo que un rival prácticamente ausente.
En el complemento, Boca tuvo un bache de algunos minutos que le permitieron al Rojo empatar las acciones (es verdad, a través de un gol de otro partido) y por poco no pasar al frente cuando Mancuello, mano a mano con Trípodi, la tiró afuera. Pero la (correcta) explusión a Bellocq despertó al conjunto boquense, quien de ahí en más tomó nuevamente las riendas del encuentro.
En esta tarde de 9, el propio Calleri anotó el segundo gol xeneize tras otro error defensivo en el fondo visitante y tras la enorme generosidad del Pachi Carrizo que le dijo "tomá y hacelo". Y más tarde fue el turno de Gigliotti de cabeza, nuevamente tras una buena jugada y gran centro del ex Central.
De cara al gran partido del año, Boca cumplió con su gente, ganó un clásico y bajó de un hondazo las ilusiones del Rojo de campeonar. El único Rey de Copas vive en La Boca. ¡No se aceptan imitaciones!

Etiquetas: