<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

lunes, enero 25, 2010

Golpe de calor (y de KO)

Aquí estoy, no me borré. No me fui de vacaciones aunque hubiera deseado hacerlo para que esta pesadilla estival me agarrase lo más lejos posible. Pero sigo firme, bancando al xeneize en las buenas y en las malas. ¿Cómo resumir en pocas líneas todo lo que pasó luego del primer amistoso del año con San Lorenzo? Difícil, pero aquí vamos.

Boca Juniors 1 - Estudiantes 4
La defensa de Boca volvió a ser un colador y el Pincha se hizo un festín en pocos minutos. Con todo respeto, Javier García ratificó que no está para la primera de Boca, y si encima el Pato no recupera su nivel... ¡estamos en el horno!

Boca Juniors 1 - River Plate 3
Luego de un primer tiempo parejo donde Boca mereció más suerte, los boquenses tuvieron una segunda etapa de terror y dos púberes ignotos sacaron a pasear a toda la defensa xeneize. ¡Papelón! ¿El Pato? Grosero error en el primer gol y más fea aún su falla en el segundo tanto gallina (que dicho sea de paso, fue un off side más grande que una casa).
Pero eso no fue todo: además de los tres puntos Boca perdió a su entrenador, luego de que el Coco Basile pegara un portazo al sentir que ya no podía revertir la situación.

Boca Juniors 1 (1) - River Plate 1 (3)
Plagado de urgencias, con el Chueco Alves como DT (o piloto de tormentas) y en medio de un clima hostil con acusaciones cruzadas entre los dirigentes y el rumor de renuncia de Bianchi como manager, Boca hizo un planteo conservador para tratar de mejorar la defensa y evitar que le lleguen tanto (recordemos: 10 goles en los 3 partidos previos). Mal no le fue:Viatri la embocó y aguantamos decentemente hasta el empate plumáceo. El partido terminó siendo un fiasco y en los penales los pateadores boquenses tuvieron pésima puntería. Ah, para variar, en el gol del empate gallina Bou la bajó con la mano. Siga, siga. ¿El epílogo? ¡Renunció Bianchi!

¡Estalló el verano diría Crónica! Pero lo que estalló es el club. Los amistoso estivales no nos dejaron victorias, pero sí nos quitaron a nuestro DT y al manager. ¿Quién es el culpable de esta situación? ¡Todos!
Los dirigentes, por su incapacidad e inexperiencia para conducir los destinos del club, pero además porque sus permanentes internas no hicieron más que echar más nafta al fuego.
El manager Carlos Bianchi, porque nunca quedó claro cuál era su función ni qué hacía en el día a día. Fue un excelente DT, quizás el mejor de todos los tiempos, pero nunca debió asumir como manager por los mismos motivos que ahora expuso al no aceptar el buzo de DT: tiene lazos con varios jugadores actuales que le hicieron ganar mucho, y un manager con las manos atadas no sirve. Además, que su hijo sea el representante de jugadores que negocian para ponerse la auriazul no es del todo ético.
El cuerpo técnico, por no haber podido encontrarle la vuelta a la defensa, a los refuerzos ni haber tenido el valor de pasar la escoba y limpiar a jugadores históricos de muy bajo desempeño. De todas formas, Basile se ganó un lugar en los corazones xeneizes y no lo considero el principal responsable de esta situación.
Los jugadores, algunos por su pésimo presente futbolístico y otros por no haber bancado al DT como debían hacerlo: adentro de la cancha. ¡El crédito se acabo! ¡Este año ya no tienen el colchón de sus viejos títulos!

Etiquetas: