<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

jueves, marzo 14, 2013

Esta vez sí, fue palo y a la Bolso

Nacional (Uruguay) 0 - Boca Juniors 1

¡Triunfazo xeneize en el mítico Centenario! Y ahora, al menos, dependemos de nosotros mismos para poder pasar de ronda en este grupo tan parejo.
Hoy volvimos a ver al Boca que tanto extrañamos, porque que no queden dudas: once contra once, fuimos más que Nacional. El equipo salió a pisar fuerte en tierra uruguaya y a plantar condiciones. Así fue que los dirigidos por Bianchi ahogaron y presionaron bien arriba a un desorientado conjunto local que poco podía generar en la cancha. Riquelme avisó con un tiro libre, pero el portero charrúa la sacó con lo justo hacia un costado. El equipo daba garantías, hasta que llegó una jugada que cambió y condicionó el partido. El árbitro le cobró un dudoso penal al Chiqui Pérez y de yapa le sacó la roja al ex Belgrano. ¡Todo mal! Penal para Nacional y a jugar más de un tiempo y medio con un hombre de menos (iban sólo 20 minutos).
Nuestra historia dice que Boca se agranda en las difíciles, y esta tarde/noche uruguaya no fue la excepción. Alonso tiró el penal a las nubes y el partido siguió 0-0. Claro está, restaban jugar más de 70 minutos con uno menos. Pero cuando se extinguía la primera etapa, el árbitro volvió a cobrar un penal (que esta vez sí existió) en favor de xeneize. Riquelme tomó el balón, remató, puso el 0-1, y de paso, se convirtió en el goleador histórico de Boca en la Copa Libertadores.
En el complemento, desde luego, se vio otro partido. Con la ventaja a su favor, los boquenses se dedicaron a cuidar inteligentemente el resultado. Y digo inteligentemente porque Nacional le generó muy poco peligro en los 45 minutos finales. Tuvo un remate desviado de Israel Damonte y la más clara en los pies de Vicente Sánchez, pero Orión clausuró el arco bostero.
Hoy sí podemos festejar por partida doble. Por los tres puntos, desde ya, pero por sobre todo por la forma en que se consiguieron. El equipo mostró carácter para jugar con uno menos durante casi todo el partido, y en el poco tiempo que estuvieron emparejados, superó claramente a la escuadra local. Ahora dependemos de nosotros mismos, pero claro está, habrá que vencer al Barcelona ecuatoriano de local. Y sabemos que de local, nos está costando más de la cuenta.

Etiquetas: