<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

domingo, marzo 03, 2013

Volvió Riquelme pero Boca sigue ausente

Boca Juniors 1 - Unión 3

Estaba todo armado para que La Boca sea una fiesta y el pueblo xeneize pudiera celebrar la vuelta de Román con un triunfo. No era para menos: enfrente estaba Unión, un conjunto con un pie y medio en el Nacional B y que no ganaba desde hacía 26 partidos. Pero la (in)defensa de Boca todo lo puede y los diarios del lunes hablaran de batacazo en lugar del regreso del gran 10.
Ya a los pocos minutos de juego Franzoia puso el 0-1 pero para nuestra fortuna el tanto fue anulado por offside (¿fue?). Boca quería ser protagonista pero era un equipo totalmente indefenso y previsible, y Unión no perdonó cuando tuvo sus chances. Primero, el Tatengue abrió el marcador con una jugada que se inició de un saque lateral, y luego, Burdisso no pudo marcar a Bruno Bianchi (paradoja del destino) y la Bombonera quedó atónita con el 0-2. Recién sobre el cierre del primer tiempo Boca tuvo una clara en los pies de Riquelme, pero la pelota salió rozando el poste izquierdo del arquero visitante.
En el comienzo del complemento se vio lo mejor del conjunto boquense, y mucho tuvo que ver con eso Román. Fueron dos o tres situaciones clarísimas las que tuvo el enganche, pero todas se fueron muy cerca. Parecía que el descuento estaba cerca, hasta que nuevamente Burdisso cometió un grave error en una salida, y si bien a Franzoia el palo el impidió el gol, un jugador Tatengue tomó el rebote y venció a Orión para decretar el 0-3. Riquelme se fue apagando, y como contrapartida, empezó a soltarse el pibe Sebastián Palacios (quien mostró cosas interesantes). Silva decoró el resultado a falta de un par de minutos, y nuevamente, lo que soñábamos como fiesta terminó en pesadilla.
Bianchi sigue sin encontrar el equipo, los resultados no aparecen y la defensa cada vez defiende menos. Es alarmante el panorama boquense, y quizás lo único positivo de esta noche sea el aceptable nivel de Riquelme  (quien retornó luego de más de 8 meses y fue la figura boquense, lo cual describe cuán bajo es el nivel de nuestro plantel).
No caben dudas de la importancia que tendrá Riquelme en el funcionamiento de nuestro equipo. Pero muchachos, si no lo ayudan un poco, será imposible.

Etiquetas: