<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

jueves, junio 14, 2012

Cátedra boquense

Boca Juniors 2 - Universidad de Chile (Chile) 0

Boca sacó a relucir toda su estirpe copera y dio cátedra, precisamente, frente a Universidad de Chile. El 2-0 es un muy buen resultado, que incluso pudo ser más amplio. Pero a no confiarse, que los trasandinos jugaron muy por debajo de lo que pueden hacerlo, y en una semana la historia será mucho más complicada.
El marco fue imponente: una Bombonera colmada, el color de la gente, la niebla, los fuegos artificiales; no faltó nada ni nadie. De entrada nomás pudimos confirmar lo que suponíamos: los chilenos no traicionarían su estilo y salieron a jugar de igual a igual. Pero Falcioni hizo una buena lectura del partido y todo pareció salir tal cual lo imaginó. Fue un acierto la titularidad de Mouche (en lugar de Cvitanich), y precisamente Pablito fue el encargado de iniciar la jugada que Silva coronaría para el primer tanto boquense. Los primeros 45 minutos fueron dominados por Boca, a excepción de los últimos minutos donde la U intentó arrimarse pero no logró generar mucho peligro.
Si el primer tiempo xeneize fue bueno, el segundo fue mucho mejor. Boca arrolló a la U y el resultado final pareció quedar corto. Si había más goles, debieron ser bosteros. El pibe Sánchez Miño convirtió un gol similar al que hizo contra Flu, tras el rebote que dio el portero trasandino ante el remate de Erviti. Y de ahí hasta el pitazo final, tuvimos ocasiones para ampliar el score.
Sólo nos separan 90 minutos de otra final continental. ¡A no confiarse! Si la U juega acorde a lo que puede, será un rival de temer. Pero claro, si Boca desarrolla todo su potencial, el sueño copero estará un poquito más cerca.

Etiquetas: