<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

sábado, noviembre 06, 2010

El Bicho dejó KO al Bichi

Boca Juniors 0 - Argentinos Juniors 2

Volvió Riquelme, pero el sueño de muchos boquenses se nos convirtió en pesadilla. No por Román, quien luego de una larga inactividad y con muy poco demostró ser por lejos el mejor jugador xeneize, sino por el rendimiento grupal y sobre todo por el resultado: una nueva y preocupante derrota en la Bombonera, justo en las vísperas del superclásico.
Ya no quedan dudas: Borghi está groggy y madura el KO. Es verdad que hoy Boca mereció quedarse con los tres puntos y a falta de cinco minutos se quedó con las manos vacías tras los dos baldazos de agua fría que significaron los goles del Bicho. Pero también es verdad que no se pueden seguir perdiendo tantos puntos y no se ven respuestas en el banco. Porque si bien el nivel de muchos jugadores no ayuda en lo más mínimo, también hay responsabilidades cuando desde el banquillo se sostiene un sistema que no da frutos o se banca a futbolistas en pésimo nivel (Lucchetti es un claro ejemplo).
¡Se acabó el margen de error! Una derrota con River sin dudas marcará el final de una etapa, pero no sólo del DT y del cuerpo técnico; también de algunos futbolistas y sobre todo de varios dirigentes. ¡Boca está con el agua al cuello y si no se despiertan vamos a terminar ahogados!

Etiquetas: