<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

sábado, septiembre 04, 2010

Se hunde la Balsas

Boca Juniors 1 - San Lorenzo 2

Parecía que el triunfo ante Vélez podía ser una bisagra para este equipo. Parecía nomás, pero no. Nuevamente nos encontramos con un Boca irregular, con un primer tiempo para el olvido y con un complemento que tuvimos que enfrentar con un hombre menos por la expulsión de Medel.
Los primeros 45 fueron de terror. Sin lugar a dudas, xeneizes y azulgranas jugaron uno de los peores partidos del torneo en esa etapa. Se pegó mucho, pero sólo se lo castigó a Boca con la roja para Medel. Al margen de la irresponsabilidad del chileno, parece que no estamos teniendo ¿suerte? con los arbitrajes.
Ya en el complemento, tuvimos que jugar con uno menos pero paradójicamente se vio lo mejor de Boca. Al menos, hubo actitud y un poco más de empuje que disimuló la diferencia de un jugador en el terreno. Pero un cabezazo de Balsas abrió para San Lorenzo un partido que venía bastante cerrado. Lo pudimos haber empatado con un par de pelotas aéreas, pero sobre el final Menseguez liquidó el pleito. O casi, porque en el descuento Palermo anotó un gol que sólo sirvió para la estadística y para romper con su racha embrujada.
Se viene Olimpo y hay que recuperar imperiosamente los puntos que hoy perdimos. Ya no para pensar en el torneo o en la Copa Libertadores, sino para empezar a armar un colchón de puntos para lo que se viene. Si no, pregúntenle a los plumáceos.

Etiquetas: