<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

domingo, noviembre 26, 2006

A fuerza de goles

Boca Juniors 4 - Colón 1

La ilusión de Boca crece a fuerza de goles. A falta de dos fechas, el xeneize hizo cuatro tantos y le lleva cuatro puntos a Estudiantes. La gloria está cada vez más cerca, pero aún restan un par de finales.
La Volpe se la jugó por el pibe Dátolo de entrada, y a falta del mellizo en los palcos estuvieron las mellizas (Bush, que por suerte no fueron yeta). De entrada, Boca salió a atacar y a buscar los tres puntos necesarios, pero Colón no parecía dispuesto a colgarse del travesaño. Durante los primeros minutos, ambos equipos cambiaban ataque por ataque y los sabaleros se adueñaban del balón. Hasta que una muy buena jugada de Dátalo, enganche por aquí, enganche por acá, culminó con un centro que Palacio le bajó a Cardozo para que el mendocino remate un pase a la red. 1-0.
Pero la alegría duró poco. Cuatro minutos más tarde, Baldassi cobró un dudoso penal para la visita: 1-1. Lejos de achicarse, de allí en más fue todo de Boca. Dátolo era imparable por su banda, Cardozo alternaba más buenas que malas y a Palacio no lo podían detener. Sólo faltaba que se enchufe Palermo y un poquito más de precisión en los metros finales.
Con el marcador en paridad arrancaron los segundos 45 minutos, que de más está decir, fueron 100% azul y oro. De arranque nomás, Silvestre armó una jugada maradoniana que Marino mandó a la red. Sí, leyeron bien: ¡Silvestre! Y a los pocos minutos, un poco más de alivio para los corazones boquenses: apareció Palacio con un remate cruzado y el merecido 3-1.
De ahí hasta el final sólo hubo tiempo para una expulsión visitante, un par de cambios y el cuarto gol xeneize (el segundo en la cuenta de Palacio). Y claro está, la gran fiesta en las tribunas bosteras. Una fiesta que, triunfo mediante, podrá ser mucho mayor la próxima semana.

Etiquetas:

4 Comentarios:

  • Si puedo serte sincero, el penal existio, el Cata Diaz lo toco abajo a Ramirez, Baldassi la verdad estuvo bastante correcto, tanto en el penal como en las amonestaciones, tuvo algun que otro pequeño fallo, pero bastante rescatable.
    Con respecto al partido, que mas decir, Boca fue muy superior. Ademas contamos con la carta secreta, bah ya no es ningun secreto, Palacio, si lo dejas escapar es sinonimo de gol, o jugada de peligro, eso que cabeceo muy mal un centro (pase a la cabeza) perfecto de Datolo, una de las grandes figuras de la tarde...
    Muy bueno el blog
    Saludos

    Por Anonymous Anónimo | 1:28 p.m.  

  • ¡Me alegro que te guste el blog!
    Yo también pienso que fue penal; penalcito, pero penal al fin. Ahora... ¿te imaginás si era al revés? ¿te imaginás lo que hablarían algunos periodistas si a Boca le daban un penal así?
    En fin... es Boca contra todos.
    Abrazo,

    Por Blogger Campeón de Boca | 12:59 a.m.  

  • Por eso a Boca le cobran taaaaantos penales a favor..........si no lo bajan de un tiro en la frente dentro del area, "siga, siga"

    Por Anonymous Claudiobar | 12:15 a.m.  

  • Es así, Claudio.
    Lo de este campeonato ya fue por demás sugestivo. Por eso me gustó cuando habló La Volpe: a mi no me gustan los llorones (Passarella se zarpa de llorón), pero cuando todos hablan tampoco podés dejar que te tomen por boludo...
    ¡Abrazo!

    Por Blogger Campeón de Boca | 12:47 a.m.  

Publicar un comentario

<< Home