<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d12082642\x26blogName\x3dCampe%C3%B3n+de+Boca\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_419\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://campeondeboca.blogspot.com/\x26vt\x3d987986349729691669', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Campeón de Boca

jueves, noviembre 06, 2008

Los pibes despertaron de este sueño

Boca Juniors 1 - Internacional (Brasil) 2

Pusieron el alma, pero esta vez no alcanzó. El resultado es una anécdota, y aunque muchos dirán que Boca resignó un invicto de 29 partidos internacionales como local (la última derrota fue allá lejos por el año 2003), hay que tener en cuenta que este torneo lo encaramos con juveniles y suplentes (la mayoría de gran futuro) y que la prioridad del semestre siempre fue el Torneo Apertura.
La misión era difícil, casi imposible. Porque en caso de recibir un gol habría que marcar cuatro. Pero con coraje y decisión, los pibes salieron a buscar el partido. ¿Sin muchas ideas? Puede ser. Pero con la actitud que reclamamos los hinchas xeneizes.
En la primera mitad no hubo muchas chances de peligro pero sí una jugada que pudo haber cambiado la historia: un cabezazo de Figueroa a pocos metros del arco que salió arriba del travesaño. Para peor, ni bien comenzó el segundo tiempo Inter encontró la ventaja. ¡Había que hacer cuatro goles en 40 minutos! Ischia mandó a Riquelme y Dátolo (ya había entrado Viatri por Cardozo en el arranque del complemento) y a los pocos minutos llegó el empate tras un penal convertido por el enganche boquense. Los minutos pasaban y la historia no se torcía, hasta que apareció Alex para decorar el resultado. De allí hasta el final, poco para destacar: la expulsión de Forlín, las mariconeadas habituales del fantasma D'Alessandro y el amor propio de los jugadores boquenses (basta tomar como ejemplo a Mouche, que con un 1-2 en contra y la serie liquidada corrió más de 70 metros para tapar un centro y evitar otro tanto brasilero a los 43 minutos del segundo tiempo).
El sueño de la Copa Sudamericana se terminó, pero no olvidemos que aún tenemos uno más grande: el campeonato local. Y aunque suene a consuelo, los pibes hicieron un buen torneo y tenemos un gran futuro con ellos.

Etiquetas:

3 Comentarios:

  • Creo que los chicos dieron lo mejor de sí... pero ya sabemos lo que dicen: "Los chicos ganan partidos pero los campeonatos los ganan los grandes"

    Por Blogger GIA | 1:07 a.m.  

  • Escribí las mismas palabras de gia en mi comentario del partido, juro que no lo vi antes. Soy mas critico que uds. pienso que el pase a la semi era muy accesible con los titulares, y es un título internacional que nos dejaba en la cima del mundo. Boca es muy grande y siempre hay que ir por todo con lo mejor que hay.
    abrazo

    Por Blogger Pincel | 6:20 p.m.  

  • Cortita la semi y la final eran a pedir de Boca por los rivales que llegaron

    Por Blogger Pincel | 6:22 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home